902 088 842 - 91 415 04 02 info@celima.es

Gema Hassen-Bey  ha logrado dejar huella en la historia al superar los 3.000 metros en su ascensión al Teide, pues se ha convertido en la primera atleta paralímpica del mundo en lograrlo solo con el impulso de sus brazos.

Su hazaña empezó el 31 de octubre . Tras 12 agotadoras jornadas subiendo y luchando contra las inclemencias del tiempo, el pasado 12 de noviembre Gema superó la barrera de los 3.000 metros. La intención inicial era llegar a la cima del Teide, pero debido al viento y al frío, ese hito quedará postpuesto para  otro momento, probablemente primavera de 2018, con mejores condiciones meteorológicas.

Para la subida, Gema Hassen-Bey ha empleando su «handbike», así como una silla de ruedas de escalada. En los momentos más difíciles e inaccesibles del ascenso, se ha abierto paso gracias a un mecanismo formado por unas escaleras a modo de raíles, por las cuales podía realizar la subida gracias al impulso de sus brazos.

El ascenso al Teide forma parte de «Cumbre Bey», el proyecto impulsado por la asociación Bey ProAction para lograr que la campeona paralímpica consiga ser la primera mujer en silla de ruedas en culminar, por su propio esfuerzo, la cima de «El techo de África», el Kilimanjaro, a 5.895 metros de altura.

Cumbre Bey es también un reto social que pretende desarrollar diversa tecnología dirigida a mejorar la vida de muchas personas, como por ejemplo, una silla de bajo coste que permita el acceso a la montaña a personas con movilidad reducida.